Connect with us
Avatar

Publicado

el

Gabriel Torres Espinoza*

El problema no son precisamente las ‘cuotas’, si no el tipo de ‘cuates’ que son propuestos para integrar el Poder Judicial en Jalisco. Precisamente ahora mismo sucede, en la integración de los jueces de la Corte Suprema en los EEUU, que el presidente Trump impulsa a personas identificadas con la ideología de su partido. La diferencia es, los perfiles. Ahora bien, ¿por dónde podría comenzar una mejora en el Poder Judicial? Por la mejor selección en la designación de sus integrantes. Pero las evidencias nos afirman que el sistema de ‘cuates’ prevalece, a pesar de las reformas aprobadas en el Congreso del Estado, que teóricamente debieron asegurar un proceso con evaluaciones que mejoraran el perfil de los funcionarios en el Poder Judicial. Es verdad que todo grupo mayoritario en el poder utiliza su mayoría en el Legislativo para designar a integrantes del Poder Judicial, afines a la ideología del partido en el gobierno. Lo que resulta indispensable, es, asegurar mejores perfiles, con equilibrios internos para motivar la autorregulación (fortaleciendo su autonomía), por la vía de los frenos y contrapesos.

De acuerdo con datos del Inegi (2020), el Poder Judicial de Jalisco es considerado como la institución más corrupta, por el 74 por ciento de los jaliscienses, incluso por encima de la Policía Vial (73%). Es de destacar que únicamente en Jalisco, los jueces tienen una mayor percepción de corrupción que los agentes de vialidad.

De manera inédita, en Jalisco se han implementado medidas que podrían considerarse son necesarias, pero no suficientes para detonar un cambio radical en la administración y impartición de justicia. Se realizó la rotación de poco más de 67 jueces en el Poder Judicial del Estado de Jalisco. Sin embrago, las deficiencias continúan, e incluso se acentúan. Por ejemplo, los policías municipales, estatales y federales están siempre sometidos a esta lógica de rotación [para evitar redes de complicidad] y, sin embargo, se las ingenian para inmediatamente “ponerse de acuerdo” con la criminalidad a efectos de otorgarles protección y permitirles operar sin molestarlos, bajo la correspondiente dádiva.

Lo mismo ocurre en el Poder Judicial, que hoy por hoy, es el poder más corrupto. Derivado de una reforma constitucional a nivel local, por vez primera los jueces y magistrados serán sometidos a pruebas de control de confianza. ¿Resuelve el problema? Tampoco. Son, por ejemplo, numerosos los malos elementos de la policía que han sorteado con éxito estas pruebas de control y confianza.

En efecto, el Presidente de Estados Unidos propone allegados al Poder Judicial, pero a diferencia de México, se eligen a los mejores perfiles, a los más capacitados. Aquí, simplemente, a los ‘cuates’ o, mejor dicho, a los incondicionales de bajo perfil. Precisamente por ello, una Ley de Designaciones resulta importante para mitigar esta problemática. Una Ley de Designaciones impulsaría la participación de los mejores perfiles para la integración del Poder Judicial. El Poder Legislativo debe mantener la facultad exclusiva de la designación, pero debe ceñirse a criterios de profesionalización en el cargo, establecidos con mayor detalle, precisamente por una ley.

Las opiniones expresadas por los columnistas son responsabilidad exclusiva de sus autores y no reflejan necesariamente el punto de vista de Expedientes Afondo

Maestro en Filosofía por la UNIVA. Actualmente es Director General de Canal 44 y Canal 31.2 de la Universidad de Guadalajara (UdeG); Institución en donde además ha ocupado los siguientes cargos: Vicerrector General Ejecutivo, Rector del Centro Universitario de la Ciénaga, Director General de Medios UdeG y fundador de la Licenciatura en Periodismo. Es Presidente del Consejo Consultivo de Notimex y Vocal Propietario ante la Junta de Gobierno de la agencia de noticias del Estado mexicano. Y recientemente fue nombrado director de la Asociación de Televisiones Educativas y Culturales Iberoamericanas, ATEI. Twitter: Gabriel_TorresE

Advertisement
Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gabriel Torres Espinoza

El ‘botón descafeinado’

Avatar

Publicado

el

Gabriel Torres Espinoza*

Los dos indicadores que determinan la activación del ‘Botón de Emergencia’ no son nada alentadores, sino que, antes bien, resultan preocupantes. En especial, el relacionado con la tasa de incidencia semanal por millón de habitantes, que pasó de 364 a 396.7 casos en la última semana, cuando el límite es de 400. Es decir, estamos a tan sólo 3.3 casos para que el botón sea activado. El día 22 de octubre se alcanzó el record histórico con casos activos con 4,343. Son estos, y no los ‘acumulados’, los que tienen capacidad de contagio. El día 23 de octubre, se rompió otro récord en la entidad: llegamos a los 900 casos nuevos por día, de acuerdo con el sistema Radar Jalisco.

Pero no se trata de contagios inocuos: en las últimas semanas el virus cobra la vida de 25 jaliscienses diariamente. De acuerdo con el reporte del 24 de octubre de Radar Jalisco, en hospitales del ISSSTE, sólo quedan 19 ventiladores disponibles, por citar tan sólo el más crítico ejemplo de disponibilidad de camas de terapia intensiva en las instituciones sanitarias. En algunos hospitales, las unidades de cuidados intensivos para pacientes de Covid-19 han alcanzado una ocupación que asciende al 80%. Asimismo, parece recrudecerse la gravedad del padecimiento de enfermos de coronavirus: mientras que hace apenas un mes, sólo necesitaban hospitalización 1.8 de cada 10 casos activos, actualmente son tres de cada 10 los que requieren hospitalización.

Ahora bien, es importante señalar que las medidas de contención que se prevén serán tomadas con la activación de este ‘Botón de Emergencia’, este próximo viernes. Grosso modo, el botón contempla: 1) una duración de tan sólo 14 días; 2) suspensión de actividades tan sólo en la noche; y 3) durante sábado y domingo, se suspenderá toda la actividad productiva y el transporte público. En efecto, las nuevas medidas de confinamiento, como ha señalado la OMS, deben ser sectorizadas y parciales, a efectos de proteger tanto la vida como la economía –privilegiando la primera–.

No obstante, esto parece ignorar los nuevos hallazgos, basados en evidencia, de la comunidad científica internacional y el Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades, que ha observado que los contagios dependen de lo siguiente: I) El tiempo de exposición: aún con cubrebocas y buena ventilación, existe un nivel de ‘riesgo medio’ aunque exista buena ventilación [es decir, se debe acotar drásticamente el tiempo de visita en centros comerciales, bares y restaurantes]; II) la modalidad de la comunicación en dicha aglomeración: aunque se porte mascarilla (ojo), si muchas personas se encuentran hablando por tiempo prolongado, el nivel de riesgo va de medio a alto; el asunto, desde luego, se empeora (es alto), si se grita o canta (como en bares o karaokes). De forma que, son cinco factores los que reducen o potencializan la probabilidad de contagio: tiempo de exposición, nivel de ventilación; uso de cubrebocas; cantidad de personas reunidas; y la actividad sonora que realizan (hablar, gritar o cantar). Véase https://bit.ly/2HzB5TF y https://bit.ly/34sSGFH En esto se debe basar la política sanitaria propuesta con la activación del ‘Botón de Emergencia’. De no ser así, su implementación sería notoriamente insuficiente y/o ‘descafeinada’.

Continuar Leyendo

Gabriel Torres Espinoza

De cara a ¿la segunda ola?

Avatar

Publicado

el

Gabriel Torres Espinoza*

Europa registra desde hace unas semanas una ‘segunda ola’ de contagios de Covid-19. 37 de los 50 estados de la Unión Americana registran un rebrote de la enfermedad. Vamos, en Irán, ya se habla de una ‘tercera ola’. Autoridades de todo el mundo discuten la amenaza que representará la pandemia en próximos meses toda vez que el clima frío y seco aumentará la gravedad de los pacientes de Covid-19. No obstante, en nuestro país aún no puede hablarse de una ‘segunda ola’, derivado del hecho de que aún no se registra una caída en la curva de contagios. En todo caso, frente a los climas fríos de los próximos meses, lo que se puede pronosticar es un recrudecimiento de la tasa de contagios y hospitalizaciones.

El domingo pasado, el Gobernador de Jalisco alertó sobre el aumento en uno de los dos indicadores que determinan la activación del ‘Botón de Emergencia’ en la entidad. La tasa de casos estimados por millón. En una semana, se pasó de 348 a 364 por millón de habitantes, es decir, estamos a solo 36 casos para que el límite de 400 casos por millón sea alcanzado. De forma que la pregunta obligada o pertinente ya no es si será activado o no dicho botón, sino i) ¿cuándo?; y ii) ¿qué medidas de contención conllevaría?

Lo que parece ser un hecho es que la respuesta de la autoridad serán los cierres «sectorizados» y «parciales», y no el cierre total y generalizado de la actividad productiva. El director de la OMS en Europa, Hans Kluge, se ha pronunciado por una “escalada gradual de medidas proporcionadas, específicas y de duración limitada (…) para minimizar los daños colaterales a nuestra salud, nuestra economía y nuestra sociedad”. De forma que, destacan las siguientes prácticas realizadas en otras latitudes frente al rebrote de la pandemia.

La República Checa ha propuesto el cierre de escuelas y la prohibición de reuniones de más de seis personas en espacios exteriores e interiores. En Bruselas, Bélgica, bares y cafés deben cerrar a las 23 horas. No obstante, en Holanda, bares, restaurantes y cafeterías han sido cerradas y sólo permiten pedidos para llevar, además de que la venta de alcohol está prohibida después de las 20 horas. Asimismo, todas las tiendas (plazas comerciales) excepto los supermercados, deben cerrar a las 20 hrs. En Francia, se ha decretado un toque de queda nocturno, que duraría al menos cuatro semanas, tanto en París como en ocho ciudades más.

Asimismo, bodas, fiestas y otras reuniones organizadas en lugares alquilados quedan estrictamente prohibidas en estas urbes. En ciudades de Reino Unido, consideradas de ‘alto riesgo’, quedó prohibida la reunión social de personas en otros hogares, y se fomenta el teletrabajo donde resulte posible. En Irlanda se cerraron escuelas. En Madrid, hoteles y restaurantes están limitados a operar el 50% de su capacidad y deben cerrar antes de las 22 horas. Además, en lugares de culto se restringió su aforo a tan sólo 30% de su capacidad. En Alemania, las pruebas o testeos de covid-19 en aeropuertos son ya obligatorios para viajeros de países de ‘alto riesgo’, además de que estos tienen que aislarse durante 14 días obligatoriamente. ¿Qué medidas tomará Jalisco cuando se active el ‘Botón de Emergencia’? En ello justamente estriba la eficacia de la gestión de la autoridad.

Continuar Leyendo

Gabriel Torres Espinoza

De parte ¿de quién?

Avatar

Publicado

el

Gabriel Torres Espinoza*
La detención en EE.UU. del ex secretario de la Defensa Nacional, Salvador Cienfuegos, acusado por delitos de narcotráfico y de lavado de dinero, representa un durísimo golpe a la credibilidad y confianza que han depositado los mexicanos en las Fuerzas Armadas.

Son muchas las implicaciones de este duro golpe. Quedó ‘moralmente derrotado’ el argumento de la no cooptación o infiltración del crimen organizado en las fuerzas federales, en contraposición a la podredumbre que caracteriza a las fuerzas del orden municipal y estatal. Lo anterior, porque tanto el titular de las fuerzas civiles federales, García Luna, en el sexenio de Calderón; como el titular de las fuerzas militares, Cienfuegos, en el sexenio de Peña Nieto, hoy enfrentan cargos en el país vecino del norte que los involucran con el narcotráfico. La intervención política de EE.UU. en nuestro país siempre ha existido. No obstante, en los últimos años se han hecho investigaciones, imputaciones, detenciones y extradiciones en contra de mandos de alto nivel en la política mexicana, por lavado de dinero y/o vínculos con el narcotráfico. La primera de esta magnitud ocurrió en 2010, con el ex gobernador de Quintana Roo, Mario Villanueva; le siguió Tomás Yarrington, ex gobernador de Tamaulipas; y, por último, Roberto Sandoval, ex gobernador de Nayarit, quien tiene cuentas congeladas en la Unión Americana, en razón de los mismos delitos. Ante los insultantes niveles de impunidad en nuestro país, queda claro que cuando se trata de intocables ‘peces gordos’, la justicia ahora se procura y se imparte ¡en EE.UU!.

Si para EE.UU. el país de Venezuela representa un factor geopolítico de especial relevancia en el Cono Sur; México, que es su principal socio comercial, no sólo juega un rol geopolítico, sino que representa ya un asunto de seguridad nacional por la vecindad entre ambos países. Lo cierto es que, en los últimos 15 años, el narcotráfico pasó de convertirse en un problema de seguridad pública para ser uno de seguridad nacional, no sólo por el combate de las Fuerzas Armadas al crimen organizado, sino por sus robustos vínculos del más alto nivel en las instituciones civiles como militares. Ya Donald Trump amenazó tanto a Peña Nieto como a López Obrador con intervenir militarmente en nuestro país para hacerse cargo de los “bad hombres”.

La enorme interrogante es, ¿el Gobierno de la República tuvo que ver con la detención de Cienfuegos? Resulta difícil pensar que el presidente de México, que es el Mando Supremo de las Fuerzas Armadas, fraguara u orquestara un golpe de tal magnitud en contra de ellas. Tan sólo su seguridad personal depende absolutamente la milicia. La estabilidad política de su gobierno, también. Los Golpes de Estado siempre entrañan de un desacuerdo irreconciliable entre el Titular del Ejecutivo y las fuerzas castrenses. En última instancia, en cualquier país del Mundo, lo que sostiene al poder político es siempre el poder militar. Si Maduro hoy sigue siendo presidente de Venezuela, es en razón del respaldo, reconocimiento y apoyo de las Fuerzas Armadas [caso contrario de lo ocurrido con Evo Morales en Bolivia]. No obstante, es un hecho que este golpe beneficia y fortalece el discurso de Trump (hacia México) y de Obrador, con relación a la corrupción.

Continuar Leyendo
Advertisement
Advertisement





Tendencia